Casino Heist Movie

Los 10 mejores atracos a casinos de la historia

28th septiembre 2018 by Alonso facebook 8 mins read Category: Entretenimiento

El cine nos ha dejado innumerables ejemplos de grandes películas relacionadas con el casino. De hecho, ya hemos destacado en Right Casino las que son, a nuestro juicio, las mejores de la historia. Alrededor de las mesas de blackjack o las ruletas ha ocurrido absolutamente de todo. Hombres de negocio cerrando el siguiente trato, romances con la mujer fatal de turno o los golpes de suerte más increíbles. Todo podía ocurrir en los salones de cualquier casino de prestigio.

Sin embargo, nada parece haber sido capaz de despertar tanto interés en el cine o en la vida real como la posibilidad de atracar un casino. Lobos solitarios o bandas organizadas han tratado con mayor o menor éxito de llevarse el dinero acumulado por la casa.

En los últimos años, no ha decaído para nada esta tendencia en el cine. De hecho, algunas de las películas más exitosas de los últimos años han tenido este tema como argumento central. Estamos pensando en la trilogía de Steven Soderbergh “Ocean´s”, que hizo famosa a una banda de ladrones de lo más peculiar y que, en muchos aspectos, logró superar ampliamente a la realidad. La banda de Danny Ocean está, por méritos propios, en la historia del cine, al menos, de los últimos tiempos.

Puede que esto haya hecho pensar a muchos que es fácil atracar un casino y son muchos los ejemplos con los que nos encontramos en la historia. En el artículo de hoy, vamos a conocer un poco más alguno de esos atracos. Ya te anunciamos que hay de todo en los 10 atracos que hemos seleccionado para ti: tecnología, armas letales, estrategias imposibles, ingenio, violencia…todo vale con tal de ser capaces de llevarse el botín a casa. ¿Te animas a conocer con nosotros los 10 mejores atracos a casino de la historia?

10) Saqueo al Treasure Island casino

Casino Treasure Island

El primero de los atracos a casinos que os queremos contar tuvo lugar en el año 200 en la meca del juego: Las Vegas. El objetivo de los atracadores fue el Casino Treasure Island, un lugar al que ya han intentado robarle en múltiples ocasiones, aunque solo uno de esos intentos tuvo éxito.

Allá por el mes de octubre del año 2000, Reginald Johnson entró en este casino con un arma y logró hacerse con un botín de 30.000 dólares. Lo curioso del caso es que el atracador ya había hecho otros dos intentos de atraco al mismo lugar. En ninguno de los dos casos logró llevarse nada, pero llegó a herir a un guardia de seguridad.

Tras el éxito del 2000, Jonhson no pudo contradecir el dicho de que todo criminal vuelve a la escena del crimen. Volvió a intentarlo una vez más en enero de 2001, pero esta vez la suerte no estuvo de su lado. Fue detenido, juzgado y, finalmente, condenado a pasar los próximos 130 años entre rejas. Este atracador es el más claro ejemplo de que, obsesionarse con un mismo casino, no parece ser la mejor opción posible.

9) A la tercera, ¿va la vencida?

Bellagio

Este caso tiene como escenario uno de los casinos más famosos del planeta. Durante la década de los 90, Jose Vigoa, Luis Suárez y Óscar Sánchez intentaron atracar el Bellagio en diversas ocasiones. A pesar de haber conseguido llevarse un botín estimado en unos 160.000 dólares, no parecían tener suficiente, por eso, no dudaron en volver a intentarlo una y otra vez.

Sin embargo, llegó el momento en el que la suerte dejó de estar de su lado. En uno de sus atracos, una cámara de seguridad captó con nitidez el rosto de Vigoa y eso dio la pista que necesitaban las autoridades para su detención y la del resto de miembros de la banda.

Como suele ocurrir en estos casos, uno de ellos confesó (Sánchez), logrando para él mismo una condena bastante menos dura que para el resto. De hecho, sus cómplices fueron finalmente condenado a cadena perpetua.

8) Casino Royale

London Casino

Pocas cosas parecen más ciertas en esto de los atracos a casinos que aquello de que la realidad siempre supera a la ficción. En el año 2000, 3 londinenses se lanzaron a atracar diversos casinos por toda la capital británica. En su forma de actuar, muchos vieron una clara referencia e inspiración en las películas de James Bond. Veamos un ejemplo.

En una de sus actuaciones, uno de los bandidos logró grabar las cartas de sus rivales con un mini cámara que llevaba instalada en la manga de su chaqueta. Las imágenes llegaban a un cómplice en el exterior y de eso sacaron ventaja. Propio del agente 007, ¿verdad?

A lo largo y ancho de las actuaciones de estos aprendices de Bond lograron hacerse con más de 200.000 libras esterlinas. Sin embargo, su historia acabó con su arresto y su condena a prisión.

7) Indemnización por despido

Stardust de Las Vegas

Puede que este caso ni siquiera pueda ser considerado como el atraco a un casino sino como una manera muy dura de dejar tu trabajo. Todo sucedió en 1992, en el casino Stardust de Las Vegas y el protagonista se llevó un buen botín de 500.000 dólares.

Bill Brennan era un empleado del casino que, un buen día, decidió que ya había hecho lo suficiente y se fue de su puesto de trabajo con más de medio millón de dólares. Lo más curioso del tema vino después. Brennan jamás fue detenido y nadie ha vuelto a tener noticias suyas desde entonces. Muchas especulaciones apuntaban la posibilidad de que un cómplice hubiera acabado con su vida, pero eso es algo que, más de 20 años después, quizás nunca lleguemos a saber.

6) Botín laser

Casino Ritz de Londres

Las nuevas tecnologías han sido grandes aliadas de los atracadores de casino en innumerables ocasiones. Así fue en el caso de 2004 en el Casino Ritz de Londres. Esta institución hizo un pago involuntario de 1.3 millones de libras a 3 personas que habían usado lásers para medir la velocidad de la ruleta y poder así predecir qué pasaría en cada giro.

Esos 3 hombres acabaron siendo arrestados muy rápidamente, pero lo curioso del caso vino después. El juez determinó que no habían cometido delito alguno y todos fueron absueltos por ello. Eso sí, pesa sobre ellos una prohibición de acceso a casinos para toda la vida.

5) Fuerza bruta

Soboba Casino de Las Vegas

Del mismo modo que muchos atracadores optan por la tecnología, otros siguen prefiriendo el uso de la fuerza para llevarse a casa lo que no es suyo. Este el caso de Eric Alan Aguilera y Roland Luda Ramos, los dos protagonistas del robo al Soboba Casino de Las Vegas.

En el año 2005, ambos decidieron entrar en el casino y amordazar y atar a 3 empleados. Además, encañonaron a otros 7, antes de salir del complejo con un botín que ascendía a más de 1.5 millones de dólares.

Los dos secuaces intentaron huir perseguidos por una auténtica flota de vehículos policiales. Su aventura no llegó mucho más lejos y fueron detenidos poco tiempo después.

4) Bonnie and Clyde

Circus Circus Casino

Hay gustos para todo, incluso para decir te quiero. Eso al menos es lo que debieron pensar los dos protagonistas del atraco que ahora te contamos.

En 1993, Heather Tallchief y Roberto Solis se embarcaron en una ruta que les llevaría a atracar distintos casinos. Las cosas le fueron realmente bien en estas operaciones ya que llegaron a llevarse algo más de 2.5 millones de dólares.

Quizás seas una de esas personas a las que les gustan las historias de amor con final feliz, aunque sean entre atracadores. Esta también acabó mal, ya que Solis hizo gala a eso de que no hay honor entre ladrones y no tardó en fugarse con el dinero. Puede que el amor hacia su pareja fuese lo que le llevó a dejarle 1.000 dólares para lo que Tallchief y su hijo pudiesen necesitar.

3) El secreto está en las suelas

California Casino

Este caso ha entrado en nuestro Top 3 de atracos no por el botín ni por la violencia ejercida, sino por el espectacular final que tuvo el ingenio de sus protagonistas.

En los años 70, una pareja de estudiantes de la Universidad de California decidió intentar el atraco a varios casinos del Estado. Para ello, usarían un método novedoso que, una vez más, bien podría haber sido la invención de un guionista de cine.

Los atracadores crearon pequeños ordenadores en miniatura que podían leer los movimientos de la ruleta. Cada uno de ellos llevaba un ordenador en los zapatos. Uno de ellos era un emisor y el otro un receptor de señal. Hasta aquí, todo parece de lo más ingenioso, pero los problemas no tardaron en llegar. Todo parecía perfecto ya que entre los dos iban a ser capaces de medir y predecir el comportamiento de los giros de la ruleta. Por desgracia para ellos, los ordenadores sufrieron un cortocircuito, electrocutando a nuestros intrépidos atracadores y quemando sus calcetines.

Su aventura acabó en llamas para llevarse un botín de 0 dólares.

2) El ojo que todo lo ve

Crown de Perth Australia

La era de Internet y de la tecnología online ha permitido también que muchos atracadores intenten hacer de las suyas desde muy lejos. Uno de los casos más sonados en este aspecto tuvo lugar en el casino Crown de Perth (Australia) en el año 2013.

Un hacker fue capaz de entrar en el sistema de video vigilancia del casino y manipularlo a su antojo. Controlando esto, fue capaz de estudiar el comportamiento de los jugadores y pudo diseñar estrategias con la que lograr su propósito gracias al apoyo de un “gancho” en el interior del casino.

El sistema demostró ser perfecto, ya que el hacker fue capaz de embolsarse 33 millones de dólares. Su cómplice del casino fue detenido, pero el hacker sigue aun en libertad y nadie conoce su identidad.

1) El equipo MIT blackjack

Así es como hemos llegado al que, para nosotros, es el mayor atraco jamás realizado a un casino en la historia. En realidad, este caso se produjo en varios casinos de todo el mundo en el increíble periodo de tiempo que va desde 1979 a 1993.

Sin duda, estamos ante el mayor golpe de la historia de los casinos. Los éxitos de este grupo de atracadores se hicieron muy famosos a partir de 2003 con la publicación del libro Bringing Down the House y la película de 2008 protagonizada por Kevin Spacey.

Durante 14 años, un grupo de brillantes estudiantes de matemáticas de la Universidad de Harvard tuvieron como objetivo comprobar si podían vencer a los casinos. Durante todos los años que duró la actividad de este grupo, fueron capaces de hacerse con millones de mesas de blackjack con apuestas altas.

A pesar de que el grupo se disolvió en el año 1993, muchos son los seguidores que han continuado con esa actividad, al igual que imitadores o aventureros que han querido continuar con el legado del MIT.

Para nosotros, estos 10 son los mayores casos de atracos a casinos de la historia. Seguro que conoces muchos otros o quizás coincidas con nuestro ránking. Sea como sea, estamos seguros de que antes o después irán apareciendo nuevos casos que ya veremos de qué modo logran sorprendernos.

Share this article:
You may also like